" INFORME " PARA PACO URENA. EL DIESTRO REPITE TRIUNFO EN ACHO DANDO GUERRA.

 " INFORME " PARA PACO URENA. EL DIESTRO REPITE TRIUNFO EN ACHO DANDO GUERRA.
"INFORME" PARA PACO UREñA


Apenás "de pie", trás las graves heridas sufridas por el maestro en el coso Madrileño (4 de Octubre), el torero de Murcia demuestró una vez más que toda la afición y el mundo taurino debía contar con él.

De corte artista, el maestro quien acababa de someterse en Sevilla a dos intervenciones cirújicas se mostró muy puesto en Acho (Perú).
Pocos matadores saben o pueden dar guerra aceptar y entender la lidia de hierros los más difíciles como P. Ureña. Su temporada 2015 fue una succeción de luchas y leciones de valentía; en Pamplona Bilbao, San Sebastián, que fueran Victorinos o Escolar Gil el maestro sorprendió por tanto "sentido" de la lidia y desorejando a hierros poco "hechos" para el toreo de corte artista.

Al mismo tiempo, cuando, como en Murcia le salen toros a su aire, el Diestro recuerda todo el pellizco y el sentimiento, colgándose el bicho en una poesia aflamencada mejor conocido bajo nombre de "faena". Con Paco Ureña cuando se le caen oportunidades tales, ni hablar de "faena" sino de "obras". Lo triste para la afición es ver que aquel torerazo tiene tantas pocas oportunidades para expresar todo lo que lleva "adentro".
Cuando salió el público de los cosos de Murcia, o trás haber visto Ureña con Javier Conde (festival caritativo) todos tenían un deseo: soñar, y volver a respirar paulatinamente aquellas series, más suaves que todas las estellellas que estrellan el firmamento.




Yo no soy torero, claro no puedo entender lo que siente un torero que "no torea" a pesar de llevar cualidades. Amigos toreros así, tengo: todos machacan la misma frase: "que me den oportunidad, con cualquier ganaderia, estaré y cortaré: porque torear es mi vida"; como pudo decirlo el novillero Alberto Pozo (amigo mío): "dónde hay toros, hay Alberto". Repito: no puedo sentir el vacío, la tristeza y/o la rabia de aquellos toreros quien se quedan a casa a esperar que suena el teléfono. Sentirlo ? no, claro: que no soy torero. Entenderlo, estar al lado de estos Hombres? Sí;
Sólo porque soy aficionado y aunque como dicen "así es el Mundillo", no me conformo y nunca me conformaré de cronista , fotógrafo, de aficionado en aceptar las injusticias.

Dónde hay toros, hay Paco Ureña: él, mejor que nadie sabe de lo que es capaz, sabe y quisiera torear templao, a gustito con su arte o simplemente con su toreo.

 Cuando suena el móvil para lidiar en coso tan prestigioso como Pamplona, poco importa el encaste. "Hay toros".
Y con su legendaria humildad, instrumenta una lección de valentía y lidia durante San Fermín. Al otro lado de Andalucia, en el norte, donde salen los toros de hierros terroríficos, de tamaño de "auroch": otra vez será con Miuras en Arles o Pedrés (2014) en Bayona: no sólo cumple, sino que triunfa. Sabemos, el maestro "El Fundi" no diría lo contrario, que salir por "la puerta grande" ante hierros de Miura, Victorino Martín o Pedrés hace entrar al torero en un circulo "vicioso"; "Este año volverán los Miuras; cómo hacer sin Paco Ureña".


 



En 1989 El Fundi cortó oreja en Arles y volvió en 1990 durante la feria de Pascuas ante un lote de Miuras: el "pequeño Fundi volvió a desorejar"; En 1991 volvió a desorejar a los Miuras, y de repente el "torero olvidado", fue en todas la plazas de Francia y España con hierros de "hierro".
Acabó su carrera, y fue al final cuando tantas tardes de escalofríos que aficionados empresas abrieron los ojos ante lo "artístico" que podía destacar. Claro, él lo sabía y muchos...pero llega momento de despedida, y todos "lloran" la perdida de uno de los mejores lidiadores de los últimos 30 años,  añadiendo: "merecía mejor, porque lo vimos en otro registro artista y era muy bueno". De maciado tarde.

Con el matador Paco Ureña no nos tapemos los ojos, para al final acabar lamentándonos: "merecía mejor"; está el maestro en todo: en esto quiero decir que si algunos pudieran dudar si sabía , entre comillas, lidiar a un Miura; ya lo demuestró; luego sabemos como puede ser, como quisiéramos verlo, y como sabe sentir el toreo. Siempre estaré pendiente, contento, aliviado de ver a Paco Ureña cortar orejas a toros complicados como fue el caso en Acho Domingo pasado. Porque esto quiere decir que suena su teléfono; pero al mismo tiempo, pase lo que pase, no dejaré de escribir, decir, gritar...: "quiero verlo, no siempre en papél de Valiente y lidiador sino tambien en el papél suyo": no tengo más fuerza que mi "bolí" para machacarlo, pero por lo menos no esperaré "a que venga el Invierno de su carrera" para decirlo.

Señor maestro Ureña: Enhorabuena por el torerazo que es, y este suerte que le mando quiere decir mucho más. Suerte maestro en por el camino que "le espera"...



y ser libre, libre como el aire...
 

 

Texto y fótos/ M. Vargas   @marcvargas8 tweeter